Categorías
Empresas

¿CÓMO TENER TU PROPIA EMPRESA?

Crear tu propia empresa es un proyecto que requiere preparación y reflexión: tanto para ti mismo como sobre el proyecto mismo. Encontrar una buena idea no es suficiente, hay que hacer las preguntas adecuadas y elaborar un plan sólido. Iniciar su propio negocio llevará tiempo y probablemente requerirá una importante inversión personal y financiera. Sin mencionar que tendrás que respetar ciertos pasos previos a la creación de empresas para poder iniciar tu actividad con serenidad.

Para ayudarte a hacer eso, hemos compilado los pasos principales en una infografía, así como una guía que puede descargar de forma gratuita. Este artículo te brinda varios consejos para brindarle todas las posibilidades de éxito en su proyecto empresarial:

Encuentre una idea para iniciar un negocio

Un proyecto de creación de empresas requiere tener una idea, un deseo particular de crear algo. Hay varias formas de encontrar una idea:

  • A través de tu trabajo: seguramente es el sector que mejor conoces y que te resulta tranquilizador. Tenga cuidado, sin embargo, de conocer la evolución de su profesión, así como el sector en el que se encuentra. Además, el ecosistema en el que opera a diario como parte de su negocio puede permitirle identificar ciertas necesidades insatisfechas y posibles clientes futuros. Asimismo, el know-how de su comunidad puede ser útil para encontrar sus primeros colaboradores. Sin embargo, tenga cuidado con las consecuencias de la caza furtiva abusiva de empleados.
  • Interesándote por las nuevas tendencias: es a menudo buscando nuevas tendencias que podemos encontrar la idea correcta, la actividad que aún no ha sido explotada. En este caso, es más que recomendable acercarse a entornos innovadores, viajar.

A menudo, en el lanzamiento de nuevos productos, nuevos modos de consumo, tendencias ecológicas y alimentarias, puede surgir una nueva tendencia. Sin embargo, no es necesario tener una nueva idea para iniciar un negocio. La recuperación de una idea a veces también es una buena forma de iniciar un negocio.

Sin embargo, tenga en cuenta que no es necesariamente la idea correcta la que hará que su negocio tenga éxito. La mayoría de las veces, la implementación de esta idea es igualmente importante. ¡Para estos fines, es fundamental saber rodearse bien para asegurar la realización óptima de su visión!

Desafía tu idea de creación empresarial 

Pon a prueba tu idea de creación empresarial. Una vez que se ha encontrado la idea, todavía hay que desafiarla. Ponte en la piel de un inversor e imagina las preguntas que podrían hacerte para saber si tu idea de negocio es sostenible, rentable y explotable a largo plazo:

  • ¿En qué es nueva y diferente tu idea de la que ya existe?
  • ¿Tu idea responde a una necesidad o problema real?
  • ¿Sus futuros clientes son conscientes de esta necesidad o problema?
  • ¿Están dispuestos a pagar para solucionarlo?

Y, finalmente, quizás la pregunta más importante de todas: ¿cómo podría probar su idea incluso antes de comenzar su negocio? Este paso puede ser abrumador, pero no se rinda: el fracaso simplemente significa que tendrá que reajustar su proyecto, aclarar algunos puntos o alejarse de él. Esta reflexión es necesaria porque le impedirá embarcarse en un proyecto que no sería rentable o inviable.

También puedes preguntarles a quienes lo rodean, sus comentarios deben ser constructivos para poder seguir adelante. Pídales que critiquen su proyecto, incluso si eso significa ponerlo en dificultades.

Algo que debes tener en cuenta, muchos emprendedores de nueva creación no se atreven a hablar sobre su idea de negocio por temor a que se copien. Este es, por supuesto, un verdadero obstáculo por varias razones:

  • Una idea, en esencia, no puede permanecer congelada. Está en constante evolución y se construye a sí mismo. La mejor forma de nutrirlo y hacerlo crecer es confrontarlo con la experiencia de la realidad, en particular gracias a las opiniones de terceros. No olvide que las grandes ideas y conceptos de los filósofos de la antigüedad tienen valor hoy sólo porque han sido trabajadas y potenciadas por pensadores contemporáneos;
  • Implementa una idea siempre es más complicado que tenerla. Piensa en todas las ideas que te rodean, por buenas que sean, que nunca han sido objeto de una realización concreta.

Sin embargo, si tiene miedo de hablar sobre su idea de negocio, puede hacer que sus interlocutores firmen un acuerdo de confidencialidad.

Una reserva, sin embargo, en cuanto a la expresión de su idea: si su idea es patentable, es decir que responde a un nuevo problema técnico que puede ser objeto de aplicación industrial y que resulta de una actividad inventiva, es esencial mantenerlo en secreto hasta que se obtenga la patente. De hecho, la divulgación a terceros hace que su invención pierda su nuevo carácter y, por lo tanto, su patentabilidad.

La importancia de realizar la investigación de mercado

Hacer una investigación de mercado es más que necesario antes de embarcarse en la creación de una empresa. La investigación de mercado ayuda a responder ciertas preguntas como:

  • ¿Dónde se posiciona su actividad futura de acuerdo con las tendencias actuales del mercado?
  • ¿Cuáles son las limitaciones impuestas al mercado?
  • ¿Hay competidores? Si es así, ¿Qué son? ¿Cuál es su posición actual, o incluso su perspectiva futura?
  • ¿Cuál es el perfil de sus futuros clientes / consumidores?
  • ¿Cuál es el entorno de su sector? Se trata de conocer la legislación adjunta a tu futura actividad.

Más allá de estas preguntas, cuya lista no es exhaustiva, también es necesario poder sacar conclusiones y poder fijar cifras y estrategias, que posteriormente serán incorporadas a tu plan de negocio.

Por ejemplo, es aconsejable establecer supuestos de ventas. Esto te permitirá proyectarte en el inicio de tu actividad, pero también estimular el inicio. Además, la estrategia para alcanzar estos objetivos debe estar fijada de antemano, porque también estará plasmada en el plan de negocio. Sigue siendo importante poder planificar económicamente antes de lanzar tu actividad.

Financiamiento de su actividad empresarial

Antes de embarcarte en la creación, debes considerar la cuestión de la financiación de tu negocio, que es sin duda el punto más drástico. Por lo tanto, el creador debe considerar primero los costos de su actividad futura y así hacer un plan provisional para la financiación de su actividad. Luego, después de haber cuantificado todo esto, tendrás que centrarte en encontrar financiación para tu negocio.

A estos efectos, puede ser aconsejable ponerse en contacto con un contador para establecer una previsión financiera basada en varios escenarios. La previsión financiera se considerará una promesa de seriedad para los posibles inversores.

¿Cómo planificar la financiación de su actividad?

A través de la investigación de mercado, pudo examinar la viabilidad y viabilidad de su negocio.

Por lo tanto, debe configurar un plan de previsión financiera. Esta consistirá inicialmente en pronosticar todos los gastos y ganancias de su actividad. Junto al estudio de mercado que habrás realizado, el plan de previsión financiera destacará la viabilidad financiera de tu proyecto, así como su rentabilidad económica.

Este estudio financiero destacará las necesidades de financiación de su actividad. Esto es para obtener los fondos que necesitará.

Buscando financiamiento para su negocio

El paso de buscar financiación para tu negocio es más que imprescindible, pues destacará si es o no posible o no económica y financieramente crear un negocio y desarrollar su actividad con tranquilidad.

Hay varias formas de buscar financiación. Hay 4 fuentes de financiación que podemos destacar:

  • La financiación interna de su empresa: es la financiación de los socios, agrupa las aportaciones que constituyen el capital social, las aportaciones en cuenta corriente de los socios.
  • La financiación externa de su empresa: es la financiación generada por capital riesgo, fondos de inversión o el sistema de financiación participativa (crowfunding),
  • Financiamiento bancario para su negocio: los bancos brindan a los emprendedores una serie de préstamos y diversos medios para establecer su negocio, como préstamos de creación, factoraje y muchos otros.
  • La financiación del gobierno para su negocio: se incluye la ayuda a los parados para la creación de empresas (ARE, ARCE, ACCRE, NACRE), así como otro tipo de ayuda proporcionada por los órganos de gobierno.

La elección del financiamiento dependerá de varios factores. De hecho, dependiendo de la actividad que desees realizar, la situación financiera del emprendedor o de los socios fundadores, la fuente de financiación será diferente.

La importancia del business plan antes de emprender la creación de su negocio

Antes de escribir tu plan de negocios, es necesario hacer las preguntas correctas. El plan de negocios es un documento importante, incluso si no planea mostrárselo a los inversionistas o su banquero. Hay algunos errores que debes evitar en tu plan de negocios, por lo que, al escribirlo, lo obligará a hacerte las preguntas correctas:

  • ¿Quiénes son sus clientes y cómo les comercializará sus productos / servicios?
  • ¿Qué volúmenes de clientes debería haber alcanzado al final de su primer año? ¿Al final del segundo año? ¿Desde el quinto?
  • ¿Qué recursos necesitará para iniciar su negocio?
  • ¿Cuáles son los posibles obstáculos que puede encontrar? ¿Cómo superarlos? ¿Cuál es tu plan?

Por tanto, el plan de negocio debe adaptarse perfectamente a su negocio, su estructura, su contenido y sus expectativas para el desarrollo de su negocio. Estos son algunos consejos para redactar con éxito su plan de negocios.

Recuerda que tu plan de negocios es la ventana de su negocio para los inversores. Para ser creíble con los inversores, el contenido de su plan de negocios debe ser perfectamente ordenado, argumentado e ilustrado. Refleja la credibilidad, sostenibilidad y rentabilidad de su proyecto. Por tanto, es recomendable rodearse de profesionales en la materia para redactar el plan de negocio perfecto.

De hecho, el plan de negocios rara vez se respeta. De hecho, entre la teoría y la práctica suele haber un mundo. En realidad, el plan de negocio (BP) te permite marcar un rumbo para tu empresa, un rumbo a seguir anclado por escrito en un documento. Entonces, a diferencia de muchas discusiones estratégicas y decisiones diarias, usted tiene algunas acciones, una hoja de ruta. Al utilizar esta hoja de ruta, podrá observar constantemente sus cambios de rumbo y hacer un análisis retrospectivo sobre la conveniencia de los cambios realizados.