Categorías
Empresas

Cómo Las Alfombras Eléctricas Pueden Ayudar A Proporcionar Un Entorno De Trabajo Seguro

Las alfombras de seguridad eléctrica, también conocidas como hule negro para construcción, son un revestimiento de piso que proporciona aislamiento en un área donde hay riesgo de descarga y en áreas de alto voltaje. Las alfombras eléctricas contribuyen a la salud y seguridad de los operarios que trabajan en tales áreas.

Tipos de tapetes eléctricos

La alfombra eléctrica está hecha de caucho (una mezcla de polímeros sintéticos y elastómero) con una superficie antideslizante. Existen diferentes grados de tapetes eléctricos o de tablero de distribución y estos están diseñados para adaptarse a diferentes requisitos de voltaje. Las esteras de aislamiento eléctrico de alto voltaje tienen propiedades de aislamiento muy altas y una resistencia a temperaturas muy bajas. Todos los tapetes eléctricos, ya sea que se compren como un rollo completo o en tamaños específicos, deben llevar la «marca de cometa» y cumplir con los estándares británicos (UE).

Cómo funcionan las alfombras eléctricas

La «goma» de la que está hecha la estera eléctrica es lo que se conoce como material dieléctrico. Esto significa que su estructura molecular evita el libre flujo de electrones inhibiendo así el flujo de electricidad. Esta propiedad de resistencia eléctrica hace que el caucho sea el aislante ideal.

Aplicaciones de las alfombras eléctricas

Las alfombras eléctricas tienen un uso amplio y deben usarse en cualquier lugar donde exista riesgo de descarga eléctrica, pero se usan principalmente en las siguientes industrias:

Áreas de fabricación donde operarios operan maquinaria:

  • Contratistas de ingeniería
  • Empresas de servicios públicos
  • Construcción
  • Departamentos de mantenimiento de edificios de acceso público, como centros comerciales, centros de ocio y lugares de entretenimiento.

Generalmente, se deben utilizar alfombras eléctricas:

  • Cerca de cuadros de distribución
  • En salas de auxiliares eléctricos de ascensores.
  • En salas de transmisión de energía
  • En plantas de energía
  • Cerca de paneles de alto voltaje
  • Delante del equipo de control de la máquina
  • Los trabajadores eléctricos móviles que puedan entrar en contacto con un entorno vivo también deben recibir tapetes como parte de sus herramientas y materiales, y el Ejecutivo de Salud y Seguridad del Reino Unido también advierte que las operaciones de soldadura deben usar tapetes eléctricos.

Beneficios de las alfombras eléctricas

Los aislamientos eléctricos son cada vez más complejos a medida que se desarrolla la tecnología y, con ella, aumentan los riesgos para la salud y la seguridad. Se requieren alfombras eléctricas para proteger la infraestructura eléctrica y los empleados que trabajan con y alrededor de la electricidad.

Por lo tanto, el beneficio obvio es el riesgo reducido de peligros de fugas de corriente dondequiera que se utilicen alfombras eléctricas.

Las alfombrillas aislantes eléctricas disiparán la corriente en caso de que se produzca una fuga de corriente, reduciendo así el efecto de choque de cualquier operario parado sobre la alfombrilla. Dado que una descarga eléctrica severa puede ser fatal, los tapetes con aislamiento eléctrico se han convertido en uno de los recursos industriales modernos más importantes.