Categorías
Empresas

¿Cómo elegir un buen restaurante?

A veces, lo único que queremos es conseguir una mesa y comer. Pero de vez en cuando, hacer que nuestra experiencia de comer fuera sea bastante agradable. Algunos de nosotros sabemos exactamente qué buscar. Pero para los que no tienen mucha idea de cómo hacer de su visita al restaurante un recuerdo inolvidable, he aquí algunos consejos para una gran experiencia en el restaurante. 

1. Ubicación del restaurante

Elige un restaurante al que puedas ir andando. Cuando se quiere pasar un buen rato, conducir después puede suponer un verdadero problema. Por lo tanto, elige un restaurante que esté cerca y al que puedas ir andando o en el que sea fácil coger un taxi.  Por supuesto, es diferente cuando la ubicación es realmente magnífica: un lago, la orilla del mar, la orilla del río o una vista espectacular de la montaña o una joya arquitectónica 

2. El ambiente importa

A veces, el restaurante puede ser bonito pero la decoración no es de tu gusto. Te hace dudar de tus sentidos. Ve a un lugar en el que disfrutes del ambiente general.

¿Ponen música? ¿A qué volumen? Fíjate en la gente que va a un restaurante. Si te resulta agradable estar rodeado de esas personas mientras cenas, ve a reservar una mesa. Tal vez una mesa específica lejos de las puertas de la cocina y no debajo del aire acondicionado.

3. Elija un restaurante que ofrezca una buena relación calidad-precio

El precio es importante a la hora de elegir

Cuando lleves a un grupo grande, busca uno que te dé valor por tu dinero. Esto no significa que sea barato, sino que le ofrezca una buena comida que le haga sentirse feliz de haber pagado. Que te sientas satisfecho con lo que obtienes.

4. Servicio excelente

¿Quieres un buen servicio en un restaurante? No lo esperes. Hágalo. Cuando encuentres un restaurante en galapagar que te guste, hazte amigo de los camareros y camareras. Trátalos con amabilidad como tratarías a tus propios amigos y descubrirás que obtendrás un servicio excelente en todo momento.

A veces, estos camareros están súper ocupados y exigen cientos de cosas. Cuando veas que llevan muchas cosas a tu mesa, sé servicial. Dales espacio para colocarlas.

Coge algunas de las cosas que les resultan difíciles de colocar en algunos lados de tu mesa. Puede que sean cosas pequeñas, pero cuando les ayudes, se desvivirán por que te sirvan bien.

Por encima de esto, por supuesto, están los restaurantes con un servicio impecable seas quien seas.

5. Higiene en el restaurante

Compruebe el aseo

Es posible que quieras echar un vistazo al restaurante antes de decidirte a reservar una mesa. Tómate una copa primero y echa un vistazo al local. Ve al lavabo.

Utiliza el baño y si está limpio, lo más probable es que en el restaurante se sigan las normas de higiene.